Actualidad

San Valentín: Cuando un detalle romántico enciende la llama equivocada

Lima.- Para demostrar su amor, muchas personas deciden impresionar a su pareja con una decoración romántica el 14 de febrero. No obstante, es necesario tomar todas las medidas preventivas para que la llama del amor no se transforme en un cortocircuito.
De acuerdo con Fernando Gainza, Gerente Comercial de CELSA, en los adornos de San Valentín se emplean elementos como agua o fuego, cuya proximidad al circuito eléctrico debe controlarse en todo momento para no sufrir accidentes como descargas, electrocuciones o incendios.
Por ello, el especialista brinda cuatro consejos para evitar que esta fecha especial termine en un infortunio:

  1. Aleje los artefactos eléctricos del agua. Evite tener artefactos eléctricos conectados cerca de bañeras, jacuzzis o piscinas. Si la música forma parte del ambiente que desea crear, opte por parlantes inalámbricos a prueba de agua. Recuerde no manipular dispositivos eléctricos cuando se encuentre mojado y hacer revisiones periódicas del sistema de circulación de agua para descartar fugas de corriente.
  2. Vigile las velas. Pocas cosas representan más la idea de una cita romántica que una cena a la luz de las velas. Sin embargo, es importante ubicarlas en lugares que puedan ser vigilados, lejos de ventanas o corrientes de aire que aviven sus flamas. Además, las cortinas, camas, cojines o materiales inflamables, como la madera o el plástico, deben ser evitados.
  3. Tenga cuidado con las guirnaldas de luces. Un juego de luces puede transformar un ambiente cotidiano en un escenario de fantasía, pero se debe elegir correctamente, adquirirlo en lugares de confianza y de preferencia que sea tecnología LED. Asimismo, el cable no debe tener daños en el aislamiento ni se deben utilizar extensiones por tiempo prolongado. Por último, no olvide apagar y desconectar las luces si va a dormir o a salir de casa.
  4. Evite sobrecargas. Un peligro muy común al momento de conectar varios dispositivos a una misma red, de forma simultánea, es el riesgo de sobrecarga eléctrica. Si la corriente requerida por los aparatos supera la capacidad de la conexión eléctrica, puede producirse cortocircuitos o incendios. Para prevenir una sobrecarga no deben conectarse muchos dispositivos al mismo tomacorriente, no excederse en el uso de extensiones y hacer que un profesional revise periódicamente el circuito de casa. De ser necesario, reemplace los conductores defectuosos o con una antigüedad mayor a veinte años por productos de calidad y seguridad.
    “Ser cuidadosos con el uso de la electricidad evita riesgos que podrían, no solo arruinar una fecha especial, sino que también amenazan la vida y el patrimonio de las personas”, finaliza el especialista.
Wordpress Social Share Plugin powered by Ultimatelysocial
YouTube
YouTube
Instagram